El siglo que nos obligó a crecer

El deporte en Guadalajara

La sociedad tapatía inició sus hábitos deportivos hacia 1861, dándole valor al desarrollo físico a base de ejercicios sistemáticos. Así, en el Liceo de Varones se impartían clases de esgrima, gimnasia, equitación y natación, mientras que en las secundarias públicas del estado se impartían la gimnasia y la esgrima en 1868. En 1922 se hizo obligatoria la Educación Física en las primarias y secundarias. El gobernador Sebastián Allende, en 1933, promovió la organización de las actividades deportivas con Las Olimpiadas Regionales. En 1935, Miss Cuca organizó tablas gimnásticas para señoritas en los desfiles deportivos y Miss Bell (Amelia Bell) presentó –en 1959–, con 150 niñas, el primer mosaico en Guadalajara que ella había observado en los juegos universitarios de Estados Unidos. En 1967, Leoncio Lorenzo –marista del Colegio Jalisco– organizaba bandas de guerra y grupos de boy scouts y fundó un centro recreativo para fomentar el deporte en los alumnos. En 1968 se construyeron las unidades deportivas Revolución y López Mateos.

Autor: Nuria Blanchart
<< Anterior Siguiente >>