El siglo que nos obligó a crecer

Carranza de visita

El gobernador y comandante militar de Jalisco, Manuel M. Diéguez invitó al jefe del ejército constitucionalista, Venustiano Carranza a visitar el estado, un año antes de que fuera declarado presidente de la república. En esa ocasión Carranza hizo un amplio recorrido entre el 13 de febrero y el 10 de marzo de 1916. En Guadalajara, estuvo en el balcón de Palacio, donde los tapatíos colmaron hasta las azoteas de los edificios cercanos. Recibió el apoyo entusiasta y espontáneo de un pueblo que apoyaba las obras de transformación social que la revolución pondría en marcha. Visitó alfarerías en Tlaquepaque, como la de los hermanos Farías. Allí el hábil escultor Pantaleón Panduro, en pocos minutos le realizó un magnífico y fiel busto, en el que la cara apenas medía diez centímetros. Realizó un viaje en tranvía, visitando así Los Colomos y las obras hidráulicas como el acueducto de la Barranca Ancha (hoy avenida Acueducto).

Autor: Adolfo Ochoa
<< Anterior Siguiente >>