El siglo que nos obligó a crecer

Tres compañías de luz

Para el año de 1900, tres compañías de luz eléctrica funcionaban en la ciudad. La más antigua era la Compañía de Luz Eléctrica de Guadalajara, que proporcionaba el alumbrado público con su instalación en el margen de El Salto o Cascada de Juanacatlán, utilizando 3,600 caballos de fuerza hidroeléctrica, con una altura de 20 metros de caída productora. La Compañía Industrial de Guadalajara utilizaba el río de Atequiza, con una caída de 120 metros de altura, en la barranca llamada de La Experiencia. Durante el día, la energía de esta empresa se empleaba en mover las fábricas de hilados de Atemajac y La Experiencia; en la noche proporcionaba alumbrado eléctrico particular. La tercera compañía era la Compañía Schöndube, que tenía su planta establecida en el puente llamado Las Juntas, situado en las orillas del río Grande, donde un canal de cuatro kilómetros le proporcionaba una caída de agua de 65 metros.

Autor: Hugo Torres Salazar
<< Anterior Siguiente >>