Inicia la modernidad

Bancos en Guadalajara

A comienzos de la época independiente, la escasez de medios de pago y su limitada circulación hacían necesarias algunas formas de crédito en las que intervenía la Iglesia otorgando préstamos a particulares o al gobierno para solventar el gasto público, siempre y cuando fuera a cambio de una garantía. Los primeros pasos para la fundación de bancos con capital jalisciense se dieron en 1833 bajo la gubernatura de Francisco Tolentino. También bajo su gobierno, el ministerio público y el registro público hicieron su llegada triunfal a Guadalajara, elevando el valor de la propiedad rústica y urbana del estado en más del ochenta por ciento. A fines de la década de los ochenta es fundado el Banco de Jalisco y se establece en la capital tapatía la primera sucursal del Banco Nacional de México.

Autor: Cecilia López
<< Anterior Siguiente >>